Bruiser / El rostro de la venganza (2000)


George A. Romero deja momentáneamente de lado el universo zombie para dirigir  un thriller de venganza con un cierto toque surrealista.


Henry es un ingenuo y apacible tipo que trabaja en "Bruiser", una revista de moda dirigida por un barbudo excéntrico de origen ruso (Peter Stormare).
La vida que le ha tocado padecer sería un auténtico infierno para el común de los mortales,sin embargo él lo lleva con estoica resignación.


En casa, su promiscua novia Janine le chantajea emocional y económicamente y el hombre aguanta el tipo sin rechistar.En la oficina pasa completamente desapercibido para el resto de sus compañeros amén de ser humillado diariamente en público por su impresentable jefe.Para colmo su administrador le sisa dinero sin que el pobre infeliz se entere de nada.

Exhibicionismo gerontófilo.



La situación dará un giro de 180º luego de una agitada barbacoa de empresa.
Henry verá con sus propios ojos como Janine manipula sin pudor el miembro viril del jefe mientras éste se toma un Martini seco en la barra del bar.
Por si fuera poco,durante el trayecto de vuelta a casa la lujuriosa joven le culpa de su desliz,recriminándole su actitud pasiva, y termina por dejarle tirado en el porche de la casa para largarse rauda y veloz a terminar el trabajito que había empezado.

A la mañana siguiente,Henry sigue al mílimetro su rutina diaria,como si nada hubiera pasado: se levanta a la misma hora,toma una ducha,se afeita...Pero al mirarse al espejo nota que algo ha cambiado.En lugar de su anodino rictus lo que refleja el espejo es una especie de máscara blanca,sin rasgo alguno.

Ahora que mando yo,voy a hacer lo que más le jode a la harpía de mi novia: dejar la casa como los chorros del oro.


Y lo que es más inquietante,toda la ira que tenía guardada por las continuas vejaciones sufridas a lo largo de estos años,comienza a manifestarse de forma violenta.

Poco a poco irá descubriendo la cruel verdad sobre quienes creía que eran sus amigos, e irá aplicando su propia justicia.


"El rostro de la venganza" es una interesante incursión en el thriller por parte de un director solvente aunque algo encasillado como George A. Romero.
La premisa del filme es muy interesante y la metáfora del hombre sin rostro muy acertada para describir la situación que vive Henry.
La forma de desarrollar esa idea es más cuestionable.
Personalmente creo que Romero podría haberle sacado más jugo al tema e la ambigüedad;en lugar de eso se decanta por la venganza pura y dura,sobre todo a partir de la segunda mitad de la película.

Otra equivocación manifiesta es el guiño final que hace el personaje en la última escena y que resta credibilidad y dramatismo a la historia.

Aún así el resultado es más que aceptable y supone una bocanada de aire fresco en la filmografía de este prolífico director.

En cuanto a las actuaciones.podrían calificarse de desiguales. Por un lado Jason Flemyng está magnífico encarnando a un perdedor nato como es Henry, sin embargo la actuación de Peter Stormare resulta histriónica y caricaturesca hasta la saciedad,dando la sensación de actuar bajo los efectos de algún opiáceo.



"American Psycho" (2000), se estreno el mismo año que Bruiser, y tiene mucho en común."Next door" (2005)es un sorprendente thriller noruego en el que un tipo al que acaba de abandonar su novia,se ve  inmerso en un extraño juego de seducción en el que es difícil distinguir lo real de lo imaginario.


No muy explícito para tratarse de Romero: algunos disparos,un rayo láser en la frente y un par de gaznates rebanados.

Janine nos muestra un pecho mientras se fuma un pitillo en la cama,y más tarde los dos en una escena de sexo con el jefe de Henry.Una de las modelos enseña los senos mientras retoza con un directivo en un jacuzzi.
En la fiesta de disfraces final nos deleitan también con varios top-less.


 








1 comentarios :

EA TREANT dijo...

¡gracias, no podía conseguirla!

Comentarios,amenazas,agradecimientos...