Top Sensation (1969)


Mudy es una acaudalada miembro de la jet-set con una cuenta corriente a rebosar y un corte de pelo de cinco dólares.
Su vida sería perfecta de no ser por el hecho de que a su edad todavía tiene que cargar con su hijo de 20 años.
El pobre Tony (así se llama el distraído jovenzuelo) no cumple las expectativas de su progenitora debido a que sufre una especie de autismo. 
La señora lo ha llevado por medio mundo en busca de una cura, pero todos sus esfuerzos han sido en vano. Harta de financiar las vacaciones de verano de los psicólogos de su vástago, Mudy decide aplicar al atolondrado muchacho una terapia de choque.

Los recortes de presupuesto en los anuncios de Ferrero Rocher se han hecho más que evidentes en los últimos años.
El plan es hacer que su hijo pierda la virginidad con una meretriz de turgentes pechos en el yate familiar. Esto al parecer serviría para que el joven dejase de jugar con el "Scalextric" para comenzar a jugar a los médicos.

Para lograr esta difícil empresa Mudy invitará a bordo a una joven pareja y a otra muchacha que en teoría será la encargada de descubrir al inocente Tony los placeres de la carne.
Todos por supuesto cobran una buena suma de dinero por soportar a la irascible señora y al retraído veinteañero.

Lo malo es que las cosas no saldrán según lo previsto y la muerte terminará sacudiendo a estos libidinosos snobs.



"Mi marido se ha pasado a la vida sana: todos los días se da un paseo de dos horas por el monte y vuelve exhausto y sudoroso".

La belleza de las tres actrices principales y su innegable erotismo.


La pobreza del guión.

El giro "dramático" final adolece de toda tensión.





Ulla: ¿Cuánto ganáis Paula y tú?

Aldo: "No lo se. ¿Quieres hacer el amor o quieres seguir con tus preguntas, estúpida?"

Ulla: "Quiero hacer la estúpida".



Mudy: "¡Aldo!

Aldo: "Estoy aquí".

Mudy: "¿Desencallaremos si o no?"

Aldo: "No hay nada que hacer. Parece encolada. No la mueve de aquí ni un remolcador."

Mudy: "¿Cómo puedes decir tantas tonterías?"

Aldo: "Bueno, un remolcador si, pero ¿dónde lo encuentro?"

Mudy: "Tu sabrás. ¿El radioteléfono no sirve para llamar a las putas?"

Aldo: "Lo que quiero decir es que..."

Mudy: "¡Lo que puedes decir es que aquí hay demasiadas putas!Ya sois tres a bordo".




El dulce cuerpo de Deborah (1968): Deborah y Marcel son una pareja recién casada que decide pasar su luna de miel en Ginebra. Allí se toparán con un amigo que les informará de que la antigua prometida de Marcel se ha suicidado, y que el propio Marcel ha tenido bastante que ver en esa decisión.

El asesino ha reservado nueve butacas (1974): Nueve personas fueron asesinadas en un antiguo teatro. El nuevo y rico propietario del lugar invitará a nueve incautos que pronto comenzarán a fenecer a manos de un misterioso asesino enmascarado.




Se producen varias muertes pero sin derramamiento de sangre.

La conocida y atractiva Edwige Fenech y sus curvilíneas compañeras de reparto se pasan todo el filme en biquini, y ocasionalmente se despojan de la parte superior del mismo. Cumple en este apartado, aunque dado que el filme basa todo su interés en las escenas eróticas, puede que a más de uno acabe decepcionado.





"Top Sensation" es una cinta "exploitation" en toda regla que en su día se disfrazó de thriller, imaginamos que para atraer una audiencia más amplia.
La realidad es que este inocente largometraje no es más que una sucesión de escenas cargadas de erotismo que se entremezclan con momentos cómicos y que desembocan en un climax predecible y forzado.

Si sois fanáticos de este tipo de cine italiano de destape puede que encontréis algo interesante aquí, pero el resto del público (masculino) probablemente pulsará "Fast Forward" hasta llegar a las escenas de contenido sexual.







0 comentarios :

Comentarios,amenazas,agradecimientos...